lunes, 11 de septiembre de 2017

Cartas para Abril | Reseña 14

¡Hola saltamontes! ^^
Lo sé, creerme, lo sé… Se supone que el viernes tenía que haber subido una maravillosa reseña, pero es que mi dolor de cabeza, y el hecho de mi poca concentración hizo que terminase por dejarla a la mitad. Pero como dicen por ahí, más vale tarde que nunca, así que aquí la tenéis ^^ Espero que os guste.

Hace un tiempo, ― más del que me gustaría ― hice la reseña de Firmado, Abril, de Paula Ramos, y después llegaron los meses de veranos de una forma repentina y se acabó el tiempo para el blog. Pero tranquilas/os, que tengo un buen números de libros que reseñaros, y hoy le toca a Cartas para Abril.


Como soy una mujer de costumbre, ― más bien no, pero aquí hay que llevar un orden ― voy a empezar como siempre con la encuadernación y maquetación. Ya que para mí son dos aspectos muy importantes a la hora de que un libro te llame la atención, porque sí, saltamontes, las portadas bonitas y la maquetación cuidada llama mucho más la atención que una buena sinopsis en muchos de los casos.
Siendo totalmente objetiva, entre la portada de Firmado, Abril y Cartas para Abril, sin duda me quedo con la del primer libro de la bilogía. Sin embargo, debo reconocer que esos tonos anaranjados de un atardecer, describen muy bien lo que nos podemos encontrar en el libro. Ya que Abril es más madura y ha dejado esa etapa de completa inocencia que la caracterizaba; tiene bastante significado esos colores que al menos a mí me recuerda a la entrada de una edad más adulta y pausada de nuestra vida.
En su interior no encontramos mucha novedad, pues mantiene el toco juvenil y desenfadado de la maquetación del primero de los libros; un detalle bastante acertado a mi parecer.

Como ya dije en su día, Paula Ramos, tiene esa clase de escritura fresca, jovial e irremediablemente divertida que de un modo u otro terminas enganchándote a su historia sin ningún tipo de dudas. Así que no es novedad absoluto el hecho de que me encanta la manera que tiene de trasmitir en sus obras; bien es cierto, que yo solo he tenido el placer de leer la biología Abril, y sin embargo, creo que no tardaré mucho en ponerme manos a la obra con la otra bilogía que tiene.
Cartas para Abril, está narrada nuevamente por la divertida e intrépida Abril, una chica que acaba de empezar la universidad y con la que iremos descubriendo poco a poco los devenires de una vida universitaria. Sigue manteniendo esa escritura fresca y divertida, con la que nos enamoró en su primera entrega, volviendo a revivir todo esas cosas en primera persona.

SANFORIZED

En está ocasión Abril nos lleva de lleno a sus años universitarios, con lo cual no encontramos una trama más… ¿Cómo diríamos? ¿Madura? Ya no tienes esos toques aniñados e infantiles que nos podíamos encontrar en Firmado, Abril, sino que con el paso de los capítulos avanzamos con ella en su forma de pensar, en su forma de observar las cosas que le pasan en su entorno. Abril a madurado, un poco, pero también Noah y Leah; ya no son meros adolescentes con las hormonas a flor de piel, sino que tienen muy claro cuales son sus metas en un futuro… Aunque a veces les cueste dar con la tecla, porque ¡sí, saltamontes! Siguen siendo humanos y como todos los seres mortales nos equivocamos.

Saltamontes, ahora es cuando me meto con los personajes, sus detalles, aquellos que me caen bien, los que no… Y si hay un personaje con el que no puedo, ese sin duda es ¡Darek! Si, lo siento, habrá muchas con son “team Darek” pero, yo es que básicamente no lo soporto, y eso que donde se ponga un chico malo que se quite lo demás; pero es que Darek no es un chico malo, es un imbécil, si, lo siento, soy de esa opinión. Ahora en contra partida, diré el personaje que más me ha gustado de esta segunda parte, América, no me he podido reír más con ella, ser más simpática y dar los mejores consejos que yo haya escuchado… Bueno quitando uno, pero oye, que es humana la muchacha y se puede confundir; ¡se lo perdono! Pero sin duda ha sido ese personaje que no me esperaba y con el que me lo he pasado básicamente de maravilla. ¡Y GRACIAS POR HACERLA HOMOSEXUAL PAULA, GRACIAS! Y digo esto en grande, porque no sé qué pasa, pero últimamente cuando leo solo veo chicos gay, parece que eso está mejor visto que el hecho de que una chica lo pueda llegar a ser, así que me quito el sombre ante ti.
Sobre los demás personajes, no puedo decir mucho más de lo que ya he dicho en mi otra reseña, que son geniales y que soy “TEAM NOAH” amo ese personaje por encima de todo, de hecho ha hecho hasta que el modelo en el que se inspiró Paula me caiga bien, cuando antes simplemente me parecía horrible. ¡El poder de los libros! xDD

Bodas en la playa: Ideas para decorar

Como conclusión a mi reseña, solo os puedo decir que, si no conocéis a Paula Ramos, corráis ahora mismo a la librería más cercana y os pilléis ambos libros, ¡Si saltamontes, hacerme caso, los dos! Porque cuando terminéis el primero no vais a parar hasta que encontréis el segundo… Así que yo os he avisado, ustedes sabréis lo que hacéis.

6 comentarios:

  1. Holaaa
    Tengo ganas de leerlo, para desconectar =)
    Un besitoo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Sandry! ^^
      Pues en cuanto puedas, no lo dudes, porque sinceramente es altamente recomendable :D
      Besitos! <3

      Eliminar
  2. Yo no leí la primera parte pero no es por falta de ganas, espero poder leerlo algún día. Un besote :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Marya! ^^
      Sin duda tienes que leerlo, es increíble este libro <3

      Eliminar
  3. ¡Hola! Tengo muchas ganas de leer la primera parte que todavía no lo he hecho jeje.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola María! ^^
      Pues no lo dudes más, yo desde nuestro rinconcitos de libros te animo a que lo hagas, no decepciona :D

      Eliminar